Muchos quieren que no se sepa la verdad de este tema tan interesante, lo que en realidad sucede es que hay un grupo que no desea que tengamos este conocimiento.

Ellos saben que el conocimiento libera y para este grupo es mejor tenernos como esclavos. Generalmente cuando nos encontramos con una posición ideológica distinta, nos encontramos con reacciones diversas y podemos:

  1. Reflexionar e Investigar cuidadosamente para luego adoptar una posición justa.
  2. Podemos ignorar el tema en cuestión y rechazar todo inmediatamente e inclusive hasta con sentimientos de venganza.
  3. Presentar las cosas de forma tal que los demás la ridiculicen.

Este último enfoque ha sido practicado en forma repetitiva en la controversia Creación – Evolución.

Cuando hablamos de la evolución humana también será necesario hablar del estadounidense llamado: Lloy Pye, nacido en 1946 en Louisiana.

Este investigador, guionista y novelista, estudio durante más de 30 años todos los aspectos que rodeaban la evolución humana.

El llego a esta conclusión: La evolución humana parte de un proceso de: Intervención extraterrestre, en la cual hubo también Modificaciones Genéticas para obtener lo que es el ser humano hoy en día.

Lloy Pye tiene un libro titulado: “Todo lo que usted sabe, está equivocado”.

Estas son sus impresionantes ideas: La aparición del hombre ha sido explicada por varias teorías (Hipótesis).

Según la ciencia los parientes más cercanos al hombre son los simios, chimpancés, orangutanes, gorilas, etc. Los restos más antiguos del hombre
(“Homosapiens”) datan de 200.000 años.

Si buscamos a los antecesores del Homosapiens, veremos que todo esto es “Teorías científicas o Hipótesis científicas”. Pero aquí no hay nada sólido, en pocas palabras nada concluyente.

Hasta los años 80 se creía que éramos una especie de evolución remota de nuestros antepasados. Luego con la intervención de los genetistas se comenzaron a descubrir cosas muy interesantes.

En la incoherencia de la aparición humana habían cosas que no cuadraban, los genetistas encontraron varios fraudes científicos como fue una falsificación donde se trataba de encontrar el nexo entre el hombre y el anterior al homosapiens. Jamás se encontró nada y todo fue un fraude.

Lo que descubrieron los genetistas y aparecieron en sus estudios es que esa población humana solamente tenía 200.000 años, no habían homosapiens ni nada parecido.

En la raza humana ocurrió algo inusitado y muy extraño hace aproximadamente 100.000 años. El homosapiens que sometido a una gran destrucción, casi la totalidad de su especie fue aniquilada. ¿Pero que ocurrió en ese entonces?, hay una serie de estudios que nos explican que el ser humano no es terrestre, quizás fuimos traídos de otro sitio (extraterrestres) o sometidos a una enorme manipulación genética.

Noten ustedes esto: Los huesos del ser humano son más ligeros que de los antecesores del hombre, primates, hombre de Neandertal, chimpancés, orangutanes, gorilas, etc.; En pocas palabras nuestros huesos son menos densos.

Nuestros músculos son más débiles que lo de nuestros supuestos primos los primates. Un kilo de nuestra masa muscular es de 5 a 10 veces más débil, que un kilo de masa muscular de un gorila, orangután o chimpancé.

¿Esta es una especie de evolución en el cual nos volvemos débiles?… Pues esto es algo incoherente y sospechoso.

En relación a nuestra piel podemos decir que está muy mal adaptada a la luz solar y sufre adaptaciones que no son suficientes, como por ejemplo cuando vamos a la playa y regresamos morenos o simplemente sufrimos una insolación. Incluso la gente de color está mucho mejor adaptada que la gente de piel blanca. Pero también en la gente morena o de color es insuficiente la adaptación de su piel al entorno de las radiaciones solares.

Esto significa que si estuviésemos desnudos jamás podríamos soportar la radiación solar.

Cuando hablamos del pelo, los primates no tienen ese problema de la exposición solar ya que están cubiertos de pelo de pies a cabeza por distintos patrones de pelo.

El pelo en la espalda de los simios es mucho más denso que en el hombre, el cual prácticamente no tiene pelos en la espalda.

Fíjense ustedes que el hombre tiene muchos mas pelos en el pecho que en la espalda. Esto es incoherente, pero es así.

Pero ¿Qué tipo de evolución es esta?, es normal en los simios, porque la radiación solar se centra en la espalda, pero ¿Y en el hombre?, Pelos en el pecho pero no en la espalda. Esto es una rara evolución.

En relación a la grasa los humanos tienen 10 veces mas grasa bajo la piel que todo el resto de los primates. Si un primate es herido con un objeto cortante, tendrá mejor cicatrización que el hombre.

El hombre cuando se corta con algún objeto (La Contractura), tarda más en cicatrizar. Esto significa que el proceso de cicatrización en los primates es mucho mas eficiente y esto es por la baja densidad de grasa bajo su piel, mientras que en el hombre debido a su capa de grasa, la herida queda abierta por un tiempo y tardando mas en cicatrizar. La grasa seria muy eficiente en un medio marino, pero aquí es ineficaz.

Otro factor incoherente en la evolución humana son los pelos en la cabeza, todos los primates tienen pelos en la cabeza pero crecen hasta cierto punto y luego se detienen.

En los humanos los pelos en la cabeza crecen demasiado y no para, incluso puede ser riesgoso y peligroso. ¿No les parece esto incoherente?

En el pasado los hombres muy parecidos a nosotros se cortaban el cabello, inclusive han sido encontrados instrumentos que han sido utilizados para cortarse el cabello. El crecimiento acusado del pelo no favorece en nada al ser humano, por lo tanto también es incoherente en la evolución.

Otro aspecto extraño es el crecimiento de las uñas en las manos y en los pies, todos los primates tienen uñas en sus extremidades pero crecen hasta cierta longitud.

En el hombre no se detiene el crecimiento de las uñas de manos y pies, hasta el punto que tendremos que cortarnos las uñas.

Quizás esas herramientas que se han encontrado no solamente servían para matar animales.

En relación al cráneo en el humano comparado con el de los primates, es absolutamente inútil tratar de compararlos, prácticamente es imposible.

En relación al cerebro la comparación es muy radical. El cerebro humano está mejorado, pero ¿Hacia donde nuestro cerebro es superior? No hay punto de comparación con los primates.

Las gargantas humanas están “rediseñadas”, en comparación con los primates, la laringe cayó de posición y por lo tanto es mucho mas baja. Así es como los humanos pueden romper los sonidos físicos de los humanos en pedazos de sonidos diminutos por modulación.

De ahí gracias a ese perfeccionamiento viene “El habla humana”. Este desde luego parece venir a la nada.

En relación al sexo los primates hembras tienen ciclos de celo, o sea son receptivas en momentos especiales y muy concretos.

Las hembras humanas no tienen ningún ciclo de celo.

En relación a los cromosomas es la diferencia más inexplicable de todos los primates.

Estos tienen 48 cromosomas, mientras que los humanos tienen 2 cromosomas menos, o sea 46.

Entonces ¿Cómo es eso que somos considerados, infinitamente mejores y superiores que ellos?

Eso significa que tenemos información genética mejor y nos volvemos mucho más eficientes.

Esto no tiene sentido alguno pero es real.

Otra cosa incoherente son los trastornos genéticos pues tenemos más de 4000, ¿Cómo es posible esto? Debo decirles que el resto de los animales los trastornos son mucho menores.

¿Será que nuestros diseñadores estaban apurados?
¿O tenían alguna urgencia?

En el parentesco genético, la diferencia entre los chimpancés es del 1 % y esta diferencia es despreciable, es 3000 millones de pares en el genoma humano. Esta es una diferencia muy acusada para llamar a los primates primos.

En relación a los animales domésticos, parecen provenir de la nada, pareciera que hubiesen tenido algún tipo de manipulación.

Comparándolos con los animales salvajes, la diferencia es muy grande, es como si alguien los puso ahí para que el hombre las utilizase y para servir. Es como si lo hubiesen traído de otra parte de la galaxia, pues el mestizaje colectivo no es convincente para la aparición de los animales domésticos, el caso es que son alimentos y herramientas para el ser humano.

Lo mismo ocurre con las plantas domésticas, hay culturas que hacen referencias a ciertas plantas traídas por los dioses en servicio del hombre.

Somos seres diseñados para algo y si vamos a los mitos sumerios de la creación del hombre llamado: “Lulu o Mestizo” de un ser homínido, producto de aquellos dioses para obtener un ser que fue mano de obra de los llamados Anunnakis.

Esto es una teoría pero la ciencia tiene su creencia como: La teoría de la evolución humana.

Ambas son teorías, el caso es que hemos sido producto de un diseño apresurado, esto concuerda con la creencia que tiene el hombre de los dioses.

Resumiendo: Somos mestizos de los dioses o “Dioses menores”.

Cuando en las tablillas sumerias se habla de la creación del hombre de parte de la diosa Inanna, a la cual esta responsabilidad le fue asignada por los Anunnakis. La diosa preguntaba a los Anunnakis: ¿Qué iniquidades quieren ustedes que el corazón humano albergue? Esto significa que muchas cualidades de maldad fueron programadas genéticamente.

Si el amor sexual es una reacción química, la envidia, lujuria, vanidad y estos otros defectos albergados dentro del corazón humano, son productos de una manipulación genética.

El caso es que esos defectos genéticos implantados, trabajan en sentido contrario para obstaculizar “El despertar de la Conciencia” y la autentica “Evolución Espiritual Humana”, pero siempre en beneficio de “Dioses” que representan un dique de contención para la exaltación de la espiritualidad y divinidad humana.

*Inanna: Diosa del amor y de la guerra asociada con el planeta Venus

Se le concedió el dominio de la tercera región de la tierra, esas tierras hoy en día engloban a la India.

La diosa Inanna se siguió moviendo a regiones importantes como: Sumeria, al final fue deificada como los demás Anunnakis.

También la Diosa Inanna aparte de ser una diosa guerrera, también era considerada la diosa del Amor y del Sexo, protectora de las prostitutas…

En Sumeria y Babilonia existía un tipo de prostitución sagrada. Una vez al año el rey debía copular con ella por medio de una de las prostitutas sagradas del templo (Extraído de Wikipedia).

Parapsicólogo.
Ramón Soto.

Cambiar Idioma »